Bullmastiff: El Seguro

 Bullmastiff

El temerario  Bullmastiff es un perro concebido para la Defensa. Un perro con una planta imponente que, con 60 kilos de peso, podría despedazar a cualquier tipo de presa. Si bien está condicionado por su genética para embestir a los intrusos con el peso de su cuerpo, la potencia que ejercen sus mandíbulas suele provocar lesiones letales en la mayoría de presas.

Un cabezazo de este perro te puede saltar un ojo, provocarte un edema interno mortal o causarte un traumatismo craneoencefálico severo.

Sí, Bullmastiff es una raza de perros potencialmente peligrosos. Lejos de ser apta para cualquier tipo de dueño o de espacio de cría, requiere de una educación constante y de bastante espacio en el que gastar sus energías. 

Bullmastiff

​Cráneos rotos, desprendimientos de cadera, fracturas de huesos y contusiones severas son algunas de las lesiones graves que puede causar la embestida del Bravo  Bullmastiff. Si además, se ve obligado a morder, la agonía de la víctima será indescriptible, hasta que pierda la consciencia o la vida, sumida en un dolor inenarrable.

Con las Mejores y Más Potentes Imágenes del Bravo Bullmastiff

Bullmastiff

En Perros Potencialmente Peligrosos, repasaremos todas las características de esta magnífica raza. Qué la ha llevado a ser la favorita de muchos como perro de guarda; pero, también, cuáles son los peligros que entraña el Bullmastiff como raza PPP .

A lo largo de este artículo, conocerás cómo es su carácter, qué cuidados requiere, qué tipo de adiestramiento necesita. Y, en la parte final, repasamos algunos incidentes con perros Bullmastiff en los que ha habido víctimas. Una evidencia clara de por qué el Bullmastiff es una raza clasificada como potencialmente peligrosa. Desde ahora, te rogamos que si eres una persona sensible, te abstengas de leer el apartado final: Ataques de Bullmastiff a Seres Humanos . Las imágenes y vídeos que allí hay podrían herir tu sensibilidad.

El  Bullmastiff es una raza imponente y musculosa, cuyo nombre es la combinación de las dos razas que se utilizaron para crearlo, el Bulldog y el Mastiff, de ambos tiene rasgos bien característicos. 

De lejos podrás confundirlo con un Bóxer, pero se diferencia por ser un perro más grande. Aunque su contextura es robusta, el Bullmastiff no suele ser pesado, sino que se caracteriza por ser más ágil.

Bullmastiff

¿Quieres conocer más sobre esta raza de perros potencialmente peligroso? Entonces ¡Sigue leyendo! Para conocer toda la información sobre su origen, características que lo definen, personalidad, así como los requisitos de cría de este titán del mundo canino.

Bullmastiff

Origen del Bullmastiff

El origen de la raza de perros Bullmastiff ha tenido mucha polémica. Aunque oficialmente existe registro de ellos en Gran Bretaña para finales del siglo XIX fue en 1924 cuando es aceptado el estándar de la raza por el Kennel Club Británico. 

​También existe la hipótesis que manejan algunos criadores españoles quienes insisten en que esta raza de perros es originaria de España. Ellos afirman que el Bullmastiff  era el denominado “Perro de toros” que se usaba en las corridas que se realizaban a inicios del siglo XIX.

Sus alegatos están basados ​​en los distintos cuadros famosos de la época en donde se puede ver un perro de morfología parecida al Bullmastiff . Pero, las pruebas que se han presentado no han sido suficientes para cambiar su nacionalidad inglesa. 

Bullmastiff

En Gran Bretaña en esa época hay muchos cazadores furtivos que además de representar un peligro para la fauna de esos bosques también lo eran para los guardabosques. Por ello, usaban perros bulldog y mastiff, pero como el resultado no era el esperado decidieron cruzar esas dos razas.

Los  Bullmastiff ingleses pusieron su talento al servicio de los guardas de caza, ayudándoles a localizar a los intrusos y cazadores furtivos.

En lugar de morderlos, fue entrenado para clavarlos al suelo para inmovilizarlos y allí lo mantenían hasta que llegasen los guardabosques y los apresaban. Por ello, el Bullmastiff  es una raza de perros conocida por no morder, a menos que sea muy necesario

​Esta raza de perro es muy popular por sus cualidades como protector y guardián, además de su carácter calmado. Sin embargo, los ejemplares con un comportamiento agresivo suman al poder de su embestida la letalidad de su poderosa mordedura.

Bullmastiff

Características del Bullmastiff

El Bullmastiff es un perro imponente, de gran tamaño que a cualquiera inspira respecto. Su cuerpo es fuerte, musculoso, simétrico y aunque lo veas de contextura robusta no es pesado. Otro aspecto destacable de su físico es su  cabeza cuadrada y grande , con buena proporción con respecto a su cuerpo.

Bullmastiff
Bullmastiff
Bullmastiff

ADVERTENCIA: Las Imágenes que se encuentran al final de esta entrada, en el Apartado Ataques de un Bullmastiff a Seres humanos pueden herir su SENSIBILIDAD

Hocico grande, espalda recta, pecho ancho y profundo, cuello grueso, ojos grandes y una mirada profunda que parece que el Bullmastiff   te hablara por sí sola. Sus patas gruesas y bien plantadas lo hace un perro ágil y de gran fortaleza. Por ello, entre sus reacciones innatas como guardián es tumbar al oponente e inmovilizarlo en el suelo. Con todas estas cualidades del Bullmastiff imagínate por un momento toda la fortaleza de ese animal.

Bullmastiff

Una de las formas de saber que el Bullmastiff está listo para el ataque es que empieza a mover su cola desesperadamente, esta es larga, fuerte y ancha en su base para luego ir estrechándose hacia la punta. Es como el timón que guía sus movimientos, al verlo en acción pareciera que le diera empuje al cuerpo.

El pelaje del Bullmastiff es corto, está pegado al cuerpo y al tocarlo se siente duro. La raza aceptada por los organismos internacionales es el rojo y cualquier tono atigrado, con máscara negra y se permite pequeñas marcas blanquecinas en el pecho. 

​Para que puedas conocer mejor los aspectos físicos que definen al  Bullmastiff , te detallamos sus principales características:

  • Origen: Gran Bretaña.
  • Peso: Hembra de 41 a 50 kg. Macho de 50 a 59 kg, Tamaño: Hembra de 60 a 66 cm. Macho de 63 a 68 cm.
  • Esperanza de vida: 8 a 10 años.
  • Pelo: El pelaje del Bullmastiff   es tanto corto como duro, se apoya en el cuerpo y ofrece al perro una buena protección contra los elementos.
  • Cabeza: maciza, ancha y alta, con una máscara negra en el hocico. La parada está bien marcada.
  • Orejas: Un detalla del Bullmastiff   es que tiene las orejas de color más oscuro que el cuerpo y en forma de V, forman un pliegue hacia la espalda y se llevan a la altura de los ojos cuando el perro está alerta. Se colocan en lo alto y se separan ampliamente.
  • Ojos: De tamaño medio y color oscuro o avellana, bien separados con un surco claramente definido y rodeados de marcas oscuras.
  • Cuerpo: El cuerpo del Bullmastiff   es de estructura fuerte y sólida, con un pecho amplio y alto, una espalda corta, recta y robusta, y un lomo amplio y musculoso. El flanco está bien defraudado.
  • Cola: puesta en alto y llevada recta. Grueso en la base, luego se vando estrechamente a medida que se acerca a su punta para terminar en un punto.
Bullmastiff

Colores de la raza

El Bullmastiff según el estándar aceptado debe ser puro y claro, se admite cualquier tono atigrado, leonado o rojo. También es aceptado los ejemplares que tienen una marca blanca en el pecho y se exceptúa los que tienen otras marcas. Es indispensable la máscara negra , que se une armoniosamente a las marcas negras alrededor de los ojos, lo que hace tan peculiar su expresión .

Bullmastiff

Comportamiento y personalidad del Bullmastiff

A pesar de su plácida apariencia, el Bullmastiff es un perro jovial y activo. Su estatura disuasoria, su valor y su gran alerta los en excelentes perros guardianes. Destaca por ser una raza de perros calmada y sabia que agradan a las familias que los adoptan tanto por su belleza como por su muy agradable carácter.

El Bullmastiff  también es muy amable con los niños y se siente como en casa en la familia, es un perro confiable y protector. Ahora bien, la línea entre Protector y Asesino es muy fina cuando hablamos de un perro potencialmente peligroso

​Su carácter es muy particular, ya que es una raza muy tranquila, amigable y cariñosa, de los que le gusta sentir a su familia y pasar tiempo con ellos; especialmente, de los miembros que le demuestren mayor afecto. Todo ello si hablamos de un ejemplar socializado y equilibrado.

Bullmastiff

Esta pasividad del Bullmastiff no le resta sus cualidades de perro guardián, tendrás un perro tranquilo que va a reaccionar cuando tenga que hacerlo. No hará un escándalo sin sentido ni molestará a la visita así sea un extraño. Actúa de forma muy inteligente y apoyado en su desarrollada capacidad olfativa estudiará la situación antes de atacar.

Bullmastiff

El Bullmastiff puede cambiar su actitud de un momento a otro, es impresionante ver cómo se transforma en cuestión de segundos y pasar de ser totalmente pasivo a un gran guardián, su forma de gruñido te asustará. Atacará sólo cuando sea necesario, y la forma de hacerlo es una cualidad de este perro de guarda y una de las razones por la que ha sido un perro muy popular:

En vez de morder al extraño, con su tamaño y fortaleza física el Bullmastiff los tumba e inmoviliza hasta que alguien llegue.

Los Bullmastiff con un Comportamiento Agresivo suman al poder de su Embestida la letalidad de su poderosa Mordedura.

En los siguientes vídeos, puedes ver cómo se entrena al Bullmastiff  hoy en día también para hacer presa, es decir, para morder. En el primero, de apenas 10 segundos, observa la inercia que lleva este poderoso perro cuando echa a correr. Aunque el hombre que realiza el ejercicio es un experto adiestrador, se ve arrastrado por la inercia del perro cerca de un metro y medio. Imagínatelo viniendo hacia a ti a campo abierto por la noche.

ADVERTENCIA: si es una persona sensible, absténgase de leer el apartado Ataques de Bullmastiff a seres humanos. Las imágenes pueden herir su SENSIBILIDAD

En el segundo vídeo, puedes ver a un  Bullmastiff morder a su adiestradora, que está oportunamente protegida para realizar el ejercicio. La presa que hace en la mordida, como verás, es firme y tan letal que es capaz de desgarrar importante cantidad de tejido en presas vivas.

Sólo con una socialización importante y un control idóneo de su fuerza se pueden adaptar a la vida familiar. Si se logra su socialización tendrá en casa un perro tranquilo, afectuoso, cariñoso y, sobre todo, muy equilibrado que sabrá tomar las mejores decisiones. Ahora bien, si no te ves capacitado para lograrlo, la única manera de conseguirlo será mediante asesoramiento profesional.

Es diferente a la mayoría de los animales grandes que están en el listado de animales potencialmente peligrosos y es que el  Bullmastiff, cuando está equilibrado es simpático. Aunque le gusta sentirse querido por los suyos no suele demostrar ese afecto de forma efusiva ya que es reservado.

El  Bullmastiff es una raza de perros de gran resistencia física, son capaces de recorrer grandes distancias, pero andando o al trote.

No se puede exigir que vaya corriendo durante largas distancias, ya que no están preparados para eso, pero esto no quita que tengan una gran agilidad y una gran velocidad de reacción. Son tan seguros de sí mismos, y confían tanto en su fuerza, que no se asustan ante nada y tampoco andan haciendo notar su poderío. Su sola presencia inspira respeto.

Bullmastiff

Si tienes una casa con jardín y quieres tener un Bullmastiff ¡Perfecto! Ellos aman los espacios grandes ya que les permiten sentirse libres. Pero, si vives en un apartamento, no te preocupes, para ellos no es problema, ya que se adaptan fácilmente. Sólo es necesario que te organices y lo saques a pasear de dos a tres veces, además de las jornadas de juegos y compartir en familia.

No pienses que por su tamaño será un desastre tenerlo en un apartamento (eso sí, medianamente amplio y con zonas de recreo para el perro cercanas), aunque parezca imposible si el  Bullmastiff está socializado tendrá un perro de mejor comportamiento que cualquiera de raza pequeña.

No son de esos animales que se la pasarán ladrando todo el día, además de que no requieren de cuidados más allá de los básicos. Muchas personas al ver que el  Bullmastiff no reacciona ladrando ante cualquier evento o a la primera persona que pasa por la calle, piensan que no es un buen guardián.

Esta raza de perro no es la que va a atacar a la ligera, ya que no fueron creados para ser agresivos, ellos son totalmente equilibrados y ante cualquier ruido se mantendrá alerta observando todo su entorno. Aunque los Bullmastiff tienen un buen carácter, (no nos cansaremos de repetirlo) deben estar bien entrenados y socializados desde una edad temprana y, por su fortaleza, lo más recomendable es que sea por personal experimentado.

Bullmastiff

Educación del Bullmastiff

La personalidad, temperamento e inteligencia del Bullmastiff hacen que sea un perro fácil de educar. Si se utiliza la técnica adecuada, se tiene mucha paciencia y se realiza de forma delicada podrá aprovechar la capacidad de aprendizaje que el  Bullmastiff .

¡Claro! No es dejar que el perro haga lo que quiera, tienes que hacer valer tu autoridad, eso sí, sin gritos ni maltratos.

Lo más recomendable es que se inició la educación de esta raza de perros desde que son cachorros, ya que ellos tienen innato ese instinto de defensa. El  Bullmastiff aunque no tiende a ser agresivo es necesario socializarlo con distintas personas, animales y objetos, además de adiestrarlos en obediencia.

Si el  Bullmastiff  se entrena desde pequeño tendrás un excelente compañero en casa.

Bullmastiff

Pero, si lo adiestras para el ataque y lo enseñas a morder se convertirá en un animal potencialmente peligroso que cuando crezca por su contextura será muy difícil de dominar y se perdería todo su encanto. ¡Todo está en ti! Tú eliges si decide tener un perro feliz que se lleve bien con todos en casa o un perro agresivo y malhumorado.

Relación del Bullmastiff con niños, extraños y otros animales

Uno de los perros de gran tamaño que se puede ganar el premio a la tolerancia con los más pequeños de la casa es el Bullmastiff. Podrás ver al niño montársele encima, agarrarlo y jugar mientras ellos están quietos.

No te asombres si el niño después de tanto jugar se queda dormido sobre él, lo más seguro que el perro se quede tranquilo sin hacer el más mínimo ruido o movimiento para que no se despierte.

Bullmastiff

Ejemplar de Bullmastiff equilibrado junto a niña.

Sin embargo, aunque el Bullmastiff es un perro tranquilo y relajado, por su tamaño y gran fuerza es necesario que supervisa esos períodos cuando el niño y él compartan, ya que ante un movimiento involuntario puede hacer daño.

En el caso de los extraños no tendrás que preocuparte si llega una visita a casa, no es necesario que salgas a amarrar o encerrar al Bullmastiff ,  ya que no suelen ser agresivos cuando están equilibrados. Cuando menos te lo esperas, lo verás allí como el mejor anfitrión, enamorándolos a todos con su tierna mirada.

Aunque es un perro afectuoso con la familia y se sabe comportar con los extraños, uno de los defectos del Bullmastiff  es que no es nada sociable con otros animales .

Su carácter dominante lo lleva a ser agresivo y no soporta que lo molesten.

Por ello, es importante desde pequeño socializarlos con encuentros frecuentes con otros animales y controlarlos si intentan agredir al otro, así se podrá evitar que al llegar a la etapa adulta tengas estos incidentes desagradables.

Salud del Bullmastiff

El Bullmastiff es perro que se puede considerar saludable gracias principalmente a su buena estructura ósea. Como la mayoría de los perros grandes, el riesgo de displasia de cadera en el  Bullmastiff nunca puede ser descartado. Para ello se debe evitar el sobreentrenamiento ni el sobrepeso.

Bullmastiff

La dieta del Bullmastiff debe ser monitoreada para evitar el aumento de peso ya que suele ser un animal pasivo y esto le puede generar obesidad. Debido a que el  Bullmastiff tiene pelaje corto tiende a sufrir las variaciones de temperatura. Es importante evitar la exposición a temperaturas altas o bajas y que podrían aparecer: dermatitis atópica, sarna demodéctica, dermatitis húmeda.

Otras enfermedades que son comunes en el Bullmastiff son: atrofia progresiva de retina, otras enfermedades oculares, cáncer, hipotiroidismo, torsión gástrica, displasia de codo y problemascos. 

​Ante cualquier síntoma o comportamiento extraño que veas en tu  Bullmastiff no dudes en acudir o consultar al veterinario. Un diagnóstico a tiempo evita muchas complicaciones y así se puede garantizar la buena calidad de vida y el estado de salud de tu mascota.

Bullmastiff

Bullmastiff de manto atigrado.

Cuidados que debe tener el Bullmastiff

El Bullmastiff es un fácil de mantener ya que no se requieren tratamientos especiales. Sólo necesita cuidados básicos al igual que cualquier raza canina para mantener su bienestar físico y mental. 

​Entre las medidas que se pueden tomar para mantener el bienestar físico y mentar del  Bullmastiff destacan:

  • Cepillar al Bullmastiff una vez a la semana para eliminar los pelos muertos y mantener el pelaje y la piel limpios de olores corporales excesivos.
  • Utiliza un cepillo de cerdas suaves o un guante de goma para evitar posibles lesiones en la piel.
  • No te preocupes por la muda del pelaje del Bullmastiff , esto lo hace con cada cambio de estación, sólo asegúrate de realizar el cepillado adecuado.
  • Para evitar problemas en los ojos, cada vez que lo bañes, los veas rojos o con lagañas, límpialos suavemente con un algodón con solución salina.
  • No es recomendable que bañes frecuentemente al Bullmastiff , una o dos veces mensuales será suficiente, así que no alteras el pH de la piel ni le eliminas la capa de grasa corporal. Todos va a depender de su actividad física.
  • Independientemente de su edad, la alimentación del Bullmastiff debe ser balanceada, con la porción necesaria de proteínas para su desarrollo.
  • Los adultos deben alimentarse por raciones de dos / tres veces al día para evitar que consuma una sola ración grande de golpe.
  • En cambio, los cachorros requieren de tres / cuatro comidas diarias, así se evita la dilatación del frecuencia tan frecuente en esta raza de perro.
  • No olvides cumplir con el calendario de vacunas y desparasitaciones de tu perro Bullmastiff .
  • El Bullmastiff es un perro activo, lo recomendable es que realice actividad moderada para drenar energía y controlar su peso.
  • Te recomendamos no abuses con el entrenamiento así evitará lesiones en sus articulaciones, con paseos diarios de 30 minutos y sesiones de juego serán suficientes.
  • Es importante el adiestramiento de esta raza de perros desde cachorros, para evitar que se convierta en un animal peligroso de gran fuerza y tamaño.
  • El Bullmastiff se adapta a cualquier espacio, pero lo más recomendable es que tenga un jardín o terreno donde pueda sentirse libre e independiente, aunque no requiera de mucho ejercicio diario.
  • Ten cuidado con las horas que sacar al Bullmastiff a pasear, no lo expongas a altas o bajas temperaturas ya que pueden sufrir lesiones en la piel.
  • Chequea a tu mascota al menos dos veces al año con un veterinario para evitar la aparición de cualquier enfermedad.
Bullmastiff

¿Es peligroso el Bullmastiff?

El  Bullmastiff  es un perro sorprendente, con un carácter muy particular que lo hace único y lleno de muchos contrastes. Tendrás una raza tranquila, afectuosa, paciente, con temperamento muy equilibrado, a la que le gusta agradar a su dueño y cuidar de los suyos.

Bullmastiff

¿Es un perro potencialmente peligroso? Al ser un animal muy fuerte con un instinto de protección innato si ve algún peligro o se molesta puede llegar a convertirse en un animal potencialmente peligroso. La única manera de que el  Bullmastiff pueda controlar su fuerza, ser más obediente y relacionarse con otros animales es a través de la educación.

Aunque lo ideal es que se realice desde cachorro, si a tus manos llega un ejemplar adulto ¡No te preocupes! Ellos son muy inteligentes y tienen buena capacidad de aprendizaje. Independientemente de su edad el entrenamiento inicial la socialización del perro con elementos de su entorno (personas, animales u objetos) y la enseñanza de órdenes de obediencia. 

Si no aplica la técnica adecuada en el adiestramiento del Bullmastiff no estarás haciendo nada. Puedes optar por el refuerzo positivo, nunca intentas enseñarlo a la fuerza o con gritos, lo harás más agresivo. La socialización y el adiestramiento son básicas para que puedas tener tranquilamente a un perro  Bullmastiff en casa y poder convivir con ella.

Bullmastiff
Bullmastiff

Para ello, es necesario exponerlo a la mayor cantidad posible de personas, lugares y situaciones nuevas, sobre todo cuando es un cachorro, así se mostrar menos desconfiando y tendrá menos temores en la edad adulta.

  • Si desconoces sobre el entrenamiento de esta raza de perros peligrosos lo ideal es que busques la asesoría.
  • Con la ayuda y orientación profesional podrá manejar esta raza de perros de forma correcta de hacerlo.
  • Recuerda que depende de su educación desde cachorros es la clase de perros que tendrás como adulto.

Te recomendamos que el entrenamiento del Bullmastiff sea ​​constante y aunque para ello se requiere mucha paciencia al final la satisfacción de tener un perro fiel, protector y obediente como parte de tu familia es el mejor resultado.

Bullmastiff

ADVERTENCIA: si es una persona sensible, No siga leyendo.

Ataques de Bullmastiff a seres humanos

En esta sección, repasamos algunos eventos de ataques de Bullmastiff peligrosos en los que se han visto envueltas personas. Muchas de ellas ignoraban la capacidad de agredir letalmente del Bullmastiff.

Heridas, hematomas, desgarros, sangre y hasta víctimas mortales son algunas de las consecuencias de un ataque de este perro potencialmente peligroso mastodóntico. Te rogamos que si eres una persona sensible, no sigas leyendo.

Bullmastiff
Bullmastiff

Ataque brutal de un Bullmastiff termina con una perra y una pareja heridas

La escena es espeluznante. Una pareja pasea tranquilamente con su perrita, una golden, por una calle. De frente, se acerca una pareja con su Bullmastiff. Cuando llegan a la misma altura, el Bullmastiff se avalanza sobre la golden y se tira a morderla; para protegerla se ven envueltas en el ataque: la perrita y sus dos dueños.

Los propietarios del Bullmastiff, como muchos dueños de perros PPP, apenas hicieron nada. ¿El resultado? Heridos la perrita, la mujer y su marido, que a punto estuvo de perder la mano. un desastre que con un buen adiestramiento y un poco de sentido común se podía haber evitado. Puedes acceder a la noticia en su totalidad, aquí.

Bullmastiff destroza a la mascota de una adolescente y desgarra el brazo de una mujer

Este otro titular destaca la impunidad para matar que tienen los perros potencialmente peligrosos en nuestra sociedad. Nos habla de un ejemplar de Bullmastiff que mata a un perrito y que previamente –días antes– había herido a una mujer en el brazo por intentar proteger a su mascota, a la no dudó en atacar para matarla.

El reportaje fotográfico es desolador: vemos las fotos de la dueña adolescente con su querido perrito, cómo este acaba agonizando después del feroz ataque y a la joven, consternada, cómo le sujeta la patita en el centro veterinario mientras lo duermen. Al final, se muestra la foto del entierro en el jardín de la joven. ¿Qué le pasó a los dueños del perro asesino? Nada. La noticia al completo la encontrarás en el siguiente enlace.

Bullmastiff desfigura a un bebé de dos años a dentelladas

Este es, sin duda, uno de los titulares más duros por las consecuencias que provocó sobre el rostro de un bebé. Un perro de raza Bullmastiff se avalanzó sobre el niño de dos años de edad dejándole severas heridas faciales con las que tendrá que vivir el resto de sus días.

Según explicaron los médicos que atendieron al niño, éste tendrá que ser intervenido«cuando el chico tenga 9 o 10 años». Otra prueba real del peligro que puede suponer una raza letal, como la Bullmastiff, cuando no está supervisada por un dueño experto. Lo mismo que ocurre con cualquiera de las razas de perros potencialmente peligrosos (PPP). Podrás ver la noticia al completo si haces clic aquí.

Niño atacado por Bullmastiff

Niño atacado por Bullmastiff corre peligro de perder un ojo.

Arriesgó su vida para salvar a su pequeña hermana de morir despedazada

Ante el mortal ataque a su pequeña hermanita, que pudo haber acabado con su vida, el pequeño Bridger de 6 añitos no dudo en interponerse para recibir el ataque del perro y actuar como escudo humano para proteger a la niña; e, incluso malherido, guió a su hermanita hasta un lugar seguro tras el ataque. El niño que se declaró fan de los vengadores afirmó:

«Pensé que si alguien debía morir era yo».

Las imágenes de cómo quedó el rostro del pobre Bridger dan cuenta de su gran proeza, pero nos hacen reflexionar sobre lo letal que resulta la mordida de un perro potencialmente peligroso como el Bullmastiff. ¿Era necesario el acto heróico de Bridger? ¿Y si hubiera sido tu vecino, tu sobrino o tu propio hijo?

Volvemos a encontrarnos con dueños de perros que no están capacitados para su tenencia y siguen impunes. O remediamos esta situación o nunca podremos pasear a nuestros hijos o a nuestra mascotas seguros. A la vuelta de la esquina, acecha el peligro: un mestizo descontrolado, un perro que no se educó como era debido, un Bullmastiff que se escapó y ya había probado el sabor de la sangre

Conoce a fondo todas las Razas de Perros Potencialmente Peligrosos del Mundo